40. La Trochita, mucho más que un tren a vapor

Cuando llegamos al Maitén, atraídos por la posibilidad de viajar por la Patagonia en un tren a vapor de los años 20, no pensábamos que encontraríamos tantas historias y experiencias ligadas a unos raíles que han marcado las vidas de la gente de toda una región.

Después de medio siglo recorriendo la provincia de Chubut, en un trayecto que llegó a unir los 402 kilómetros que separan Esquel de Ingeniero Jacobacci, a finales de los 90 empezaron a ofrecer dos trayectos turísticos cortos que permitieron mantener viva la llama del viejo expreso patagónico, denominado cariñosamente la Trochita por el reducido ancho de vía de 75 centímetros.

El camino por la extensa estepa patagónica es un viaje en el tiempo. Sin demasiadas comodidades, sin prisas, la Trochita continua avanzando a una velocidad de unos 30 kilómetros por hora, mientras los visitantes no paran de hacer fotografías en cada curva.

En el Maitén se mantiene el taller donde un grupo de 15 personas reparan las piezas y las reconstruyen cuando hace falta, como lo hicieron sus padres y sus abuelos, un trabajo que también se ha quedado congelado en el tiempo. “En algún sitio del mundo alguna persona sueño en hacer lo que nosotros hacemos: reparar locomotoras del 1922”, nos asegura uno de los responsables de la línea ferroviaria tras mostrarnos las instalaciones.

Durante nuestra estancia en el Maitén coincidimos con una familia viajera que está presentando un libro sobre la Trochita. Ya nos habían hablado de ellos, de manera que el encuentro inesperado nos encantó. Ezequiel y su familia, que escriben un libro después de cada viaje que hacen por la Patagonia, nos contactan con Mundo, un exmaquinista que nos hará comprender mejor lo que se esconde detrás de la Trochita y de la vida.

Después de toda una vida dedicada al tren, Mundo nos confiesa que su sueño es viajar por el mundo en un vehículo camper. Nos explica mil anécdotas sobre la Trochita, que le salvó la vida a su hijo, se llevó la de algunos amigos y le tuvo en varias ocasiones encima de la delgada línea que separa la vida de la muerte. Antes de marcharnos, se despide con estas palabras: “No dejes que el miedo paralice tus sueños”.

Este capítulo ha contado con la preciada colaboración del personal de la Trochita, de Mundo y de Libros de viaje.

 

En diez imágenes


 

Más información:

Ver el capítulo 9Capítulo 9. Circo Cachivache: sonrisas en furgo

Ver el capítulo 2Capítulo 2: Envía una furgo a Buenos Aires sin morir en el intento

Ver el capítulo 4Capítulo 4. Celebrando el aniversario del Escarabajo

Una producción de MMVIATGES, productora audiovisual y multimedia
VÍDEO · FOTOGRAFÍA · COMERCIALES · DRONE · DISEÑO WEB · SERIES DE TV

El equipo de Furgo en ruta

Déjanos un comentario | Deixa’ns un comentari | Leave a comment

Síguenos

Segueix-nos també a través del Facebook Segueix-nos també a través del Twitter Visita el nostre canal de YouTube Visita el nostre canal de Vimeo Segueix-nos a Instagram Mapa de la ruta

Cinco años en ruta

Publicidad

Publireportajes

Clica aquí para ir a la web comercial de Mmviatges

Furgo en ruta en tu mail

“Newsletter

Capítulos on line

Clica para ver los capítulos de Centroamérica Clica para ver los capítulos de Venezuela Clica para ver los capítulos de Colombia Clica para ver los capítulos de Ecuador Clica para ver los capítulos de Perú Clica para ver los capítulos de Bolivia Clica para ver los capítulos de Paraguay Clica para ver los vídeos de Brasil Clica para ver los vídeos de Uruguay Clica para ver los vídeos de Chile Clica para ver los vídeos de Argentina Clica para ver todos los vídeos de los consejos de viajes

Proyectos anteriores de Mmviatges

Clica per veure l'exposició

Mapa de visitas

Map

Colaboradores

Dr Fusca y Mr Kombi

Toubab Soul, l'últim disc d'Alma Afrobeat Ensemble

Cerques un fotògraf de confiança? Un dissenyador gràfic? Solucions de maquetació? Contacta amb Lomarc

Blog fotogràfic de Joan Pla

Somos miembros de

La comunidad viajera

Publicidad